Indice Club Novias  Iglesia  Recepción  Preparativos Novia  Novio  Luna de Miel Bazar Nupcial
Publicidad

Contáctenos

 Inicio

 
                          

 

 

 

El Bizcocho de bodas

El instante dulce de tu boda

 

Escoger el Bizcocho no es simplemente un paso más en los preparativos de la fiesta, hay que darle la importancia y el tiempo que requiere. Esta infaltable pieza es mucho más que un plato más dentro de la gastronomía: es el elemento decorativo protagónico de tu fiesta.

El Bizcocho constituye, en la fiestas, toda una obra de arte, que refleja el motivo y el estilo de la fiesta. Todos los sueños e ilusiones pueden ser retratados a través de la torta, por lo que el diseño de mismo debe ser creación total de la imaginación.

Existen muchos diseños los precios varían de acuerdo al tamaño, sabor, decoración y otros detalles, los hay con diferentes estilos; tradicional o sencillo bien sea rectangulares, redondos, cuadrados , envinados con frutas cristalizadas y decorado en pastillaje o flores naturales; como es el tradicional bizcocho de novia o el de moda con cubierta de Chocolate .

Armoniza tu pastel de acuerdo al estilo de tu boda

Toma en cuenta los siguientes tips para que tu pastel este en armonía con tu evento...

La armonía en la recepción de tu boda es importantísima. Todo debe lucir en equilibrio: flores, manteles, cristaleria, etc. y el pastel no es la excepción. Aun y cuando existen muchos modelos de pasteles, estos pueden también ser parte integral en tu evento y no solo una costumbre que llevamos a cabo aromáticamente.

Lo básico para tu pastel de boda

Hoy en día los pasteles pueden ser tan originales como tu imaginación. ¿Cuál vas a elegir?

¿Un pastel tradicional blanco, o uno exótico de chocolate y flores de colores?

¿Cuadrado, redondo?
¿Te gustaría un pastel alto en forma de torre? ¿Te animas a una forma más “fashion”? ¿Prefieres algo más simple y de tamaño pequeño? Recuerda que la forma de tu pastel es básica para el entorno y el estilo de tu boda. Definitivamente algo sobrio para una boda clásica y elegante, y algo más “cool” para ambientes de fiesta y gente joven.

¡De colores!
Con los ojos cerrados piensa en el color que te gustaría. Ya mencionamos que hay un millón de opciones. ¿Sueñas con un pastel blanco? ¿Con toques de colores? ¿O un delicioso color chocolate? Tu imaginación es el límite.

El sabor
¿Prefieres el chocolate, vainilla o qué tal las fresas frescas? Tu pareja prefiere algo más sofisticado. Tómate un minuto, cierra tus ojos e imagina los sabores de los pasteles. Piensa en el sabor que disfrutas y que despierta tus sentidos. Hoy en día cualquier clase de pastel es ideal para las bodas, no te vayas con la idea del tradicional pastel blanco con pan de vainilla. Puedes elegir, chocolate.
 

¿Solo o acompañado?
¿Tu pastel se servirá como el único postre, o bien incluirás alguno de otro tipo? ¿Qué tan empalagoso puede resultar esto para tus invitados? Haz un sondeo entre tus familiares e incluso revisa otras bodas. Lo que si te podemos decir es que el pastel es elemental y por nada del mundo lo vayas a sustituir por un postre solo.

Tu presupuesto ($)
¿Cuánto te quieres gastar en tu pastel de boda? Bueno esto también depende del tipo de pastel, el diseño y claro el número de invitados. Por lo regular encontrarás pasteles desde 100 a 250 personas. Aunque si el tamaño aumenta, por lógica es para más personas y se incrementa el precio. Antes de obtener tus presupuestos revisa bien tu lista definitiva de invitados para que ordenes un pastel adecuado para tu boda.

Una rica degustación
Ok, ahora si que ya tienes en la mira el tipo de Bizcocho que quieres, deberás contactar a la persona que que lo puede realizar. Ve con tus recortes, habla con los pasteleros y mira si lo pueden hacer. Coméntales que te gustaría probar uno de sus Bizcochos Las pastelerías por lo regular hacen una cita contigo (y tal vez otros novios) para que pruebes sus creaciones. No te fijes si te dan una rebanada o un pastel miniatura, el caso es conocer su sabor y textura. Estas degustaciones deben ser sin costo para ti, no pruebes de varios tipos para no confundir a tu paladar. Prueba solo el de chocolate si es la idea que traes.

Hay muchas opciones para el decorado ,varios colores, bordes con diferentes estilos o diferentes texturas, encajes, moños, flores de azúcar, flores frescas o deshidratadas.

Los hay con estilos tradicional o sencillo bien sea rectangulares, redondos , cuadrados o de varias piezas

Para recepciones en un jardín, la cubierta de fondant que se endurece es la mejor opción ya que si es de merengue tendran a miles de insectos como colados al evento.

La nueva tendencia de la moda Europea viene con los ponques cubiertos de chocolate extra fino ,  y decorados con rizos, lajas , canutillos, o escarcha de chocolate blanco o negro o con flores naturales , frutas  o pastillaje.

La decoración se cobra aparte de acuerdo a los materiales y a la mano de obra.

Antes de elegir deben de tomar en cuenta el lugar y el tipo de evento, ya que si sólo ofrecerán un brindis, pueden dar pastelillos individuales o bocadillos dulces y hasta poner una mesa tipo buffete con diferentes tipos de postres.

La cubierta también ha evolucionado, los pasteles modernos son bañados de fondant (compuesto de gelatina sin sabor, azúcar glass y agua) que le dan una apariencia suave y tentadora. Además, decorados con elementos de tonalidades intensas, como fucsia, dorado y verde, entre otros.
También la silueta de la torta ha cambiado, hoy puedes inclinarte por una cuadrada u ovalada, de dos o más niveles, colocados en forma de torre o individual en diferentes bases.

Minis cakes

Otra de las variedades que está en boga y por las que tú puedes optar son los minis cakes, muy de moda en las bodas norteamericanas. Son pequeños diseños individuales (uno para cada invitado), similares a los de tamaño estándar, con varios niveles, sabores y bellamente decorados. Su elaboración requiere mucho más tiempo y dedicación, por esto, su costo es más elevado.

Dimensiones y precios

El tamaño del pastel dependerá de la cantidad de invitados, por eso debes establecer, antes de encargarlo, el número de personas que asistieran a tu boda, te recomendamos que consideres una suma mayor para prevenir algún imprevisto. Asimismo, dependiendo del tamaño del pastel así será su valor, el precio por libra  varía desde $75.000 hasta 250.000, dependiendo de los ingredientes  y el trabajo decorativo que elijas.

El precio depende del número de invitados, aunque la mayoría de las veces no todos comen pastel, y de la cantidad que tengan asignada dentro del presupuesto.

¿Cómo partir el pastel?

El momento de cortar el pastel es uno de los más esperados por los novios y los invitados, y casi siempre se deja como último ritual en el festejo.
A continuación te presentamos algunos pasos para que realces ese instante.

  • Anuncia que vas a partir el pastel. Le puedes pedir a la orquesta o al encargado de la música que avise a los invitados.

  • Indícale al fotógrafo y al responsable del vídeo para que se coloquen en el sitio adecuado.

  • Usa un cuchillo o espátula decorada de forma que juegue con los adornos del pastel y el lugar.

  • Ambos cortan el pastel. Para hacerlo debes colocar tu mano derecha debajo de la de tu novio.

  • Siguiendo con la tradición de compartir el primer alimento como esposos, tu novio te da un trozo de pastel y luego tu se los das a él.

  • Al repartir el pastel, tu debes servírselo a tus suegros y tu novio a tus padres.

  • Algo más sobre el pastel de bodas

    Según la tradición guarda un pedazo de pastel o el piso más pequeño, para festejar el primer aniversario de bodas. De acuerdo a los especialistas en la elaboración de este manjar, se conserva muy bien y por mucho tiempo, en el freezzer.

    HISTORIA DEL BIZCOCHO

    Sabías que antes la costumbre era desmigar la torta de bodas sobre la cabeza de la novia y en ocasiones se la embarraban en el rostro.

    En tiempos antiguos, los ingleses tenían la costumbre de poner un anillo en el pastel, quien lo encontraba poseía suerte y felicidad todo el año.

    Los romanos fabricaban el pastel salado compuesto solamente por harina, sal y agua y durante la ceremonia lo destrozaban para desearles fertilidad a la pareja.

    Los antiguos británicos acostumbraban lanzar por la ventana un plato con pastel. Si el plato se quebraba la novia tendría un futuro feliz con su esposo, pero si quedaba intacto, el futuro sería incierto.